MEJORA TU SALUD,REGLAS BÁSICAS

RECUERDA…

1.Alimentos naturales. Carne, pescado, verduras, frutas, huevos serán la base de tu alimentación. Lácteos naturales con moderación. Nada de productos industriales, comidas enlatadas o que estén dentro de una caja.
2. Las calorías importan, pero importa más tu cerebro y tus hormonas
3. Elimina los azucares y harinas refinadas.
4. A no ser que tu vida sea con mucho desgaste físico o dobles entrenamientos, No es necesario comer 5 veces al día, no somos animales herbívoros. Si te alimentas adecuadamente no lo necesitarás.
5. Alinea la ingesta de hidratos de carbono con tu actividad física
6. Duerme bien y mantén a raya el estrés, es importante para ajustar tu organismo
7. No pases hambre
8. Muévete. La actividad física es fundamental. Sin ejercicio nuestro cuerpo está perdido.
9. Sáltate las normas de vez en cuando
10. Sonríe y se feliz
Siempre hay que fijarse en nuestros amigos de las cavernas para explicar estas afirmaciones. El sabor dulce era algo escaso y difícil de encontrar en el entorno. Solo en momentos de abundancia y buen tiempo nuestros antepasados podían encontrar frutas maduras o incluso algo de miel. Nuestro cerebro asoció este sabor dulce a situaciones de placer, lo que producía liberación de serotonina, neurotransmisor de «la felicidad». Había que trabajarse este premio, recolectar o incluso arriesgarse a una dolorosa picadura, pero la recompensa era grande, un buen «subidón» de felicidad.
Los humanos somos «muy listos» y más rápidos que la evolución y fuimos capaces de obtener de manera artificial este sabor dulce, tenerlo a nuestra disposición siempre que queríamos. A nuestro cerebro le encanta, tenemos subidones siempre que queremos, nos hemos hecho adictos, tan adictos que ya no podemos pasar sin nuestra dosis diaria de azúcar. Lo malo de este abuso de azúcar es el desajuste que produce a nuestro metabolismo y estado de salud general. La resistencia a la insulina, diabetes, caries, incluso ciertos tipos de cáncer están asociados al abuso de azúcar. Nos hemos quedado con todo lo malo del sabor dulce, eliminando todos los beneficios de su obtención.
Pero, yo no tomo apenas azúcar,….. Estás en un error, la industria alimenticia nos conoce bien y sabe de esta pasión por el azúcar y la incluye en multitud de productos alimenticios para hacerlos más apetecibles, más adictivos.

Pero, ¿qué es el azúcar? Hay términos que confundimos y pueden llevarnos a error. Técnicamente los azucares son glúcidos, por lo general con sabor dulce. Pueden ser monosacáridos como la glucosa o la fructosa, disacáridos como la sacarosa o polisacáridos como el glucógeno o el almidón.
El azúcar de mesa en realmente sacarosa, un disacárido compuesto por una molécula de glucosa y una de fructosa.
Estos azucares tienen que ser absorbidos como monosacáridos, de esta manera si tomamos sacarosa (azúcar de mesa) a nuestro sistema sanguíneo llegará glucosa y fructosa.
Nuestro cuerpo consume por lo general bien la glucosa, lo hace de una manera rápida, sobre todo si tienes cierta actividad física. No tiene que pasar por el hígado. De hecho muchas células de nuestro cuerpo no necesitarán ni de la presencia de insulina para usarla, sobre todo si has hecho deporte previamente o si tus reservas de glucógeno son muy bajas. Otra cosa es si hay exceso de glucosa o si hay sedentarismo. En este caso tenemos que forzar la salida de la glucosa del torrente sanguíneo, (recuerda que la glucosa a ciertas concentraciones en sangre es tóxica) lo que si producirá un pico de insulina.
¿Y la fructosa? La fructosa si tiene que pasar por el hígado. Si hay poca glucosa, cosa que rara vez pasa, se convierte en glucosa para su uso, Si por el contrario no necesitamos más glucosa esta fructosa se convertirá en grasa, triglicéridos y colesterol
«No tomo nada de grasa,……» De verdad convéncete, en la grasa no suele estar el problema, sino en el exceso de azúcar y sobre todo de fructosa.
Pero ¿y las frutas?, La fruta es un buen alimento, con muchos antioxidantes y vitaminas pero en efecto tienen fructosa por lo que habrá que elegir muy bien cuando comerlas. Es mejor comerlas solas o después de un entrenamiento, nada de zumos sobre todo si son industriales.
Limita mucho el consumo de azúcar o incluso elimínalo del todo y no tardarás en obtener beneficios, beneficios que van más allá de perder un par de kg

tusaluddeportiva.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra.

ACEPTAR
Aviso de cookies